NJPW Best of the Super Juniors 26, Noches 13 y 14 (Finales de Bloque) – Resultados y análisis

Las últimas 10 luchas de la fase de Bloques están aquí y pronto sabremos quiénes se enfrentarán en la gran final del Best of the Super Juniors 26: Shingo Takagi o Taiji Ishimori de un lado y Will Ospreay o Ryusuke Taguchi del otro. Además análisis de la participación de cada luchador en el torneo.

Resultados y análisis de Noche 1 de BOSJ 26.

Resultados y análisis de Noche 2 de BOSJ 26.

Resultados y análisis de Noche 3 de BOSJ 26.

Resultados y análisis de Noche 4 de BOSJ 26.

Resultados y análisis de Noche 5 y 6 de BOSJ 26.

Resultados y análisis de Noche 7 de BOSJ 26.

Resultados y análisis de Noche 8 de BOSJ 26.

Resultados y análisis de Noche 9 de BOSJ 26.

Resultados y análisis de Noches 10 de BOSJ 26.

sultados y análisis de Noches 11 y 12 de BOSJ 26.

Bloque A – Noche 13 (Item Ehime, Ehime)

Yoshinobu Kanemaru avanzó a 6 puntos porque TAKA Michinoku (0) no pudo presentarse a la lucha por lesión.

Kanemaru fue uno de mis luchadores favoritos del BOSJ y ya tenemos que contemplarlo como uno de los mejores veteranos del puroresu. Además de siempre dar sólidos enfrentamientos, explotó a su personaje al máximo para darnos frescas luchas y buen drama. La manera en cómo venció a SHO en la primera noche del Korakuen me sigue causando placer.

TAKA fue el abridor perfecto del BOSJ: sus luchas simples y perfectamente ejecutadas me metían de lleno al humor luchístico de la velada y no hubo una sola de sus exhibiciones que me haya provocado flojera. Lástima que se lesionó porque me hubiera encantado ver sus interacciones con Dragon, Kanemaru y Marty.

Titán (6) derrotó a Tiger Mask (4)

Otra lucha floja de Titán con un final muy botcheado: Titán tenía a Tiger en la lona con un agarre en el brazo y las espaldas de Tiger ni siquiera estaban planas, pero el referí inexplicablemente contó a 3. Fuera de ahí no pasó mucho, pero esperaba que tuvieramos un buen desenlace que justificara la batalla de llaveo que estos dos habían iniciado. Le echaría la culpa al referí pero lamentablemente, Titán ha tenido un torneo muy malo y éste es su segundo final botcheado, así que la historia nos indica que el error fue suyo. La peor lucha del torneo. Calificación: *¾

Aunque mi promedio de calificaciones de Tiger Mask es el más bajo de cualquier competidor del torneo (2.9), disfruté mucho de sus luchas y la manera en cómo su actitud gruñona ayudaba a impulsar ciertas narrativas. Su mejor lucha – o por lo menos la que me gusto más – definitivamente fue contra Kanemaru a inicios del torneo, aunque su danza con Shingo también le llegó a la altura.

Un torneo irregular para Titán, quien despertó hasta su lucha contra Dragon Lee en la última noche del Korakuen Hall, pero que dejó mucho que desear en sus otros enfrentamientos. Quitando esta última lucha contra Tiger Mask, Titán no fue malo, pero sí fue el hombre ‘3 estrellas de caballeros’ del torneo, algo muy decepcionante para las altas expectativas que tenía de él.

SHO (10) derrotó a Jonathan Gresham (8)

Un muy lindo enfrentamiento técnico con movidas limpias y marcadas, así como mucho llaveo. El público estuvo haciendo ruidos de asombro ante los siempre asombrosos counters de Gresham y las respuestas de SHO. Me hubiera encantado ver esta lucha en un lugar más importante y con más en juego, porque estos dos son perfectos para enfrentarse. Gresham tuvo una tremenda seguidilla de movidas, pero SHO aguantó sus embates y regresó con furia, culminando en el Shock Arrow y la cuenta de tres. Calificación: ***½

Durante las primeras fechas, SHO lució como el próximo as de la empresa, entregando impresionantes actuaciones y encumbrándose ante distintos públicos de Japón, pero su estrella fue cayendo con el paso de los días al hacerse claro que su victoria en el torneo era imposible. Como esperaba, su mejor lucha fue contra Shingo en la primer jornada y creo que todavía quedó espacio para algo mejor.

Jonathan Gresham fue consistentemente genial, pero nunca alcanzó la excelencia. Ninguna lucha de él alcanzó las 4 estrellas en mi libro, siendo la mejor de ellas frente a Dragon Lee. Lo bello de Gresham es que cada vez que entraba al ring se sentía que estabas viendo algo fresco, provocando que sus luchas se pasaran como agua por la gran fluidez que tenían.

Dragon Lee (14) derrotó a Marty Scurll (10)

Muy entretenida lucha para cerrar el gran torneo que tuvieron ambos competidores. Brody King estuvo bastante metido en el asunto, interfiriendo un par de veces para desequilibrar las acciones a favor de Marty, quien capitalizó y cual villano le hizo la lucha un infierno a Dragon Lee. Marty pegó con todo, quebró dedos y hasta Scurll Driver aplicó pero Dragon sacó fuerzas para sobrevivir y soltar pequeñas, pero espectaculares ráfagas ofensivas que le terminaron dando la lucha. Calificación: ***½

Dragon Lee tuvo un excelente torneo y en mis ratings personales tuvo el segundo promedio más alto (3.75), solo por debajo de Ospreay y ligeramente arriba de Shingo. El mexicano tuvo un Contendiente a Lucha del Año frente al mencionado Takagi y también nos regaló imperdibles luchas frente a Titán, SHO, Jonathan Gresham y Kanemaru. Una actuación redonda de Dragon, quien nos comprobó ser digno de tener el Campeonato IWGP Junior y demostró la poca dirección creativa que tiene CMLL.

Marty Scurll inició el torneo muy flojo y tuvo una lucha feísima con Ishimori (aunque más tarde supimos sobre la lesión de Ishimori), pero en cuanto llegamos al Korakuen Hall, el ‘Villano’ se revitalizó para darnos una seguidilla de fantásticas luchas con Takagi, Kanemaru (joyita entre rufianes), SHO, Titán y Dragon Lee. A veces parece que Marty ya no le echa tantas ganas como antes, pero en este BOSJ nos recordó por qué es tan amado en Estados Unidos y Reino Unido.

Shingo Takagi (18) derrotó a Taiji Ishimori (14)

El lastimado Taiji Ishimori dio un buen esfuerzo pero su cadencia hizo de ésta una lucha decepcionante sobre todo considerando que la narrativa del Bloque apuntaba a un choque de titanes. A pesar de que Ishimori logró hacerle mucho daño a Shingo, siento que apenas si le dio unos rasguños y si comparamos lo que su desafío representó con respecto a otros competidores, creo que hasta el plan de TAKA lució más amenazante. Era obvio que Shingo iba a ganar y Taiji hizo muy poco para convencerme de lo contrario. Shingo va directo a la cima de la división junior, y eso apenas será el comienzo de su dominio. Calificación: ***½

En mis ojos, Taiji Ishimori fue el peor luchador del BOSJ 26, aunque debemos aclarar que el hombre estuvo lastimado a lo largo de la mayoría del torneo y más bien deberíamos aplaudirle el tremendo esfuerzo por acabar sus luchas… y es que él era pieza clave para el desarrollo del Bloque A: la lesión hubiera acabado con el poco drama que hubo en el grupo.
Shingo Takagi fue una arrolladora implacable que se encumbró como el junior más poderoso de la empresa: el push que le están dando a este hombre es monumental y merecido. Takagi venció a todo tipo de oponentes y superó todo tipo de estrategias: desde la ráfaga de TAKA, hasta las fechorías de Kanemaru o las intervenciones de Brody King… este torneo sirvió para demostrar todas las cualidades luchísticas de Shingo, quien por cierto tuvo luchas destacadas por todos lados.

Bloque B – Noche 14 (ZIP Arena, Okayama)

BUSHI (12) derrotó a Ren Narita (0)

Bonita lucha que se centró alrededor de la pregunta ¿Podrá Ren Narita obtener una victoria en el torneo? La respuesta siempre iba a ser no, pero fue genial ver al young lion partirse la espalda por intentarlo. Otra buena actuación de BUSHI quien terminó el torneo con tremendo puntaje. Calificación: ***¼

Reconozco que BUSHI tuvo un gran torneo en el que fue consistentemente entretenido, entregando geniales luchas que iban al grano. Siento que su puntaje fue un exceso, aunque fue cool verlo irse invicto en la segunda parte del torneo.

Ren Narita habrá tenido uno de mis promedio de calificaciones más bajos (3.16), pero el hombre fue uno de los mejores luchadores del torneo: todas sus luchas estuvieron llenas de pasión, creando momentos memorables y haciendo al público rugir sin importar en qué locación estuviera. A destacar sus luchas con Bandido, Ospreay e Eagles; curioso que Narita trabajó mejor con los hombres más ágiles del bloque.

Bandido (10) derrotó a Rocky Romero (6)

Bandido acabó su torneo con una victoria y una aguerrida lucha en la que otra vez Rocky Romero demostró su enorme calidad. Tal vez la lucha que más exigió técnicamente a Bandido por lo mucho que Romero intentó trabajarle el brazo. Buen final con Bandido escapando de la ofensiva definitiva de Rocky para atacar con el GTS invertido y 21 Plex. Calificación: ***¼

Rocky Romero fue un absoluto deleite de ver en este torneo. El hombre trajo a la mesa su enorme calidad técnica y su fuego de babyface que ayudó a elevar las narrativas de sus luchas. Recomiendo ampliamente ver sus luchas con Ospreay, El Phantasmo y Taguchi.

En su debut, Bandido tuvo una presentación mixta. Con algunos oponentes se la voló (Ospreay, Eagles) y con otros simplemente no se vio cómodo, y eso es algo que le he notado mucho durante este último año. Claramente Bandido se siente más cómodo con gente que comparta su estilo, pero creo que la experiencia en este BOSJ le será invaluable para continuar su evolución hacia un luchador más completo.

YOH (12) derrotó a Robbie Eagles (10)

Interesante ver el choque de dos hombres que basan su ofensiva en lastimar las piernas de sus oponentes, algo que resultó en una muy buena dinámica de ida y vuelta. Mi gran queja de la lucha fue YOH abusando del agarre de las cuerdas estilo Nigel McGuiness: esa es una movida que de por sí se ve mal, y luego YOH la hace a cada rato, pues estamos todos locos. Durante el final de esta lucha, Robbie estaba tan lastimado que no pudo ejecutar el 450º a tiempo, cosa que aprovechó Eagles para un Suplex Alemán que le dio una cuenta de dos. Eagles bloqueó otro suplex, pero perdió toda defensa tras un enziguiri y una súperpatada que lo dejaron listo para recibir el letal Dragon Suplex. Calificación: ***½

Interesante ver que YOH obtuvo más puntos que su compañero SHO en este torneo. En parte creo que eso se debe a la inclusión de DOUKI y Narita (es decir, 4 puntos asegurados), aunque también puede ser un mensaje en el que New Japan está diciendo: ‘hey, SHO va a ser nuestro próximo as, pero tampoco hay que descuidar a YOH que es un gran luchador’. Su mejor enfrentamiento en mi opinión fue con Will Ospreay.

Robbie Eagles fue magnífico en BOSJ: no solo obtuvo un gran récord de 10 puntos, sino que fue uno de los luchadores más consistentes del torneo y que además tuvo un hermoso arco narrativo en el cuál se encontró cuestionándose sobre sus motivaciones como rudo y su lugar en el Bullet Club. Su lucha contra Will Ospreay fue mi favorita de toda la fase de Bloques.

El Phantasmo (12) derrotó a DOUKI (2)

Parecía que estos dos se debían dinero o algo así porque salieron a golpearse como locos, creando una lucha bastante divertida que aunque tuvo sus fallas, generó mucho ruido del respetable. Phantasmo brutalizó a DOUKI, quien tuvo que trabajar como babyface y lució bien haciéndolo: cuando tuvo su comeback, el público se le entregó… aunque simplemente no pudo contra el rufián ELP, quien desesperado por no poder ganar, le bajó la máscara (o más bien tapabocas) para desconcentrarlo y hacerle el CR2. Calificación: ***¼

El Phantasmo fue la revelación del torneo. Como he dicho varias veces a lo largo de estas reseñas, ELP no me provocaba ninguna reacción salvo tal vez flojera cuando lo veía luchar en Reino Unido… pero en NJPW el hombre se ha visto como una estrella. ELP supo aprovechar la oportunidad y encumbró al máximo su personaje, convirtiéndose en un rudo de 7 suelas pero que también ya tiene a sus seguidores. Es muy difícil que un gaijin se encumbre tan rápido y que obtenga tan poderosas reacciones en Japón: ELP lo logró en un mes.

DOUKI fue uno de los luchadores más polémicos en el sentido de que algunos lo odiaron y otros lo amaron. A mí no me voló la mente, pues claramente no tiene la calidad de un luchador de élite, pero creo que trabajo muy duro en el torneo y fue mejorando con el paso de las fechas al grado en el que en esta última lucha el público se le entregó. Si debes ver una lucha de DOUKI en el torneo, que sea la que tuvo con Ospreay.

Will Ospreay (14) derrotó a Ryusuke Taguchi (12)

A diferencia de Ishimori frente a Shingo, a pesar de que el resultado era totalmente obvio aquí Taguchi sí me hizo creer que podría ganar. Taguchi le siguió el ritmo a Ospreay, entregando una lucha fascinante que tuvo pocas bajas y que tuvo al público calientito. Taguchi volvió a demostrar que es más que un luchador de comedia, exigiendo al máximo al británico y haciéndole la vida imposible con sus Dodons y Ankle Locks. Mi highlight personal fue cuando Ospreay hizo kickotu de un Dodon e inmediatamente Taguchi le agarró el tobillo para seguir la tortura: los movimientos fueron bonitos y fluidos, sobre todo los del final de la lucha en donde vimos a Ospreay responder con una desesperada ráfaga culminando en el Storm Breaker para la cuenta de 3. Calificación: ****

Imperdible el promo de Ospreay y careo con Shingo después de la lucha.

Ryusuke Taguchi – o ‘Big match Gooch’ como le decimos de cariño – nos regaló su demostración anual de calidad luchística, entregando fabulosas presentaciones frente a gente como YOH, Eagles, Romero y por supuesto Will Ospreay. Además de bailar, dar buenos momentos de alivio cómico y recordarnos la importancia de Wikipedia y la limonada en sus promos, Taguchi se puso las pilas y tuvo un gran BOSJ.

Will Ospreay no solo fue el MVP indiscutido del torneo, sino que consolidó su caso rumbo a convertirse en el Mejor Luchador del 2019. De las 9 luchas que tuvo Ospreay, 7 fueron de 4 estrellas o más, por lo menos en mi libro: es el hombre con el mejor promedio de estrellas del BOSJ 26 (4). Lo más bello es que el británico nos regaló distintos tipos de lucha: una guerra de calidad técnica con Romero, un espectacular spotfest con Bandido, una lucha psicológica y repleta de narrativa con Eagles, una clase maestra de selling contra YOH y así podría seguir alabando su trabajo. Ospreay está en otro nivel y si aparece en el G1 Climax, bien podría ser el indiscutido rey de esta industria en 2019.

Así quedó el Bloque A tras la última jornada:

Así quedó el Bloque B tras la última jornada:

La Final del Best of the Super Juniors 26 se llevará a cabo este miércoles 5 de junio y tenemos las siguientes luchas confirmadas:

  • Final BOSJ 26: Shingo Takagi vs. Will Ospreay
  • Juice Robinson (c) vs. Jon Moxley por el IWGP US Heavyweight Championship
  • Hiroshi Tanahashi vs. Jay White

Además, Hiromu Takahashi publicó este video en su cuenta de Twitter:

Y ojo, que el regreso de Hiromu podría ser una de dos sorpresas muy interesantes…

Conclusión

Shingo Takagi vs. Will Ospreay está destinada a volarnos la menta: tiene que ser un Contendiente a Lucha del Año y no me sorprendería que fuera mi primera lucha de 5 estrellas del año. New Japan lo está haciendo todo bien con Takagi, quien va rumbo al estrellato en la empresa y lo mismo va para Ospreay, quien trató este torneo como su despedida de la división de los juniors y nos entregó tal vez la mejor actuación de un luchador en la historia de este torneo.

Estas dos noches no fueron alucinantes y en lo personal, mi interés ya estaba por los suelos para todas las luchas no-estelares de cada show. Si estás corto de tiempo, la única lucha que recomiendo ampliamente ver es Ospreay vs. Taguchi.

Pólvora Crew
Pólvora Crew
Si la unión de los gemelos fantásticos se hiciera realidad, esto daría de resultado.

Te recomendamos

Comments

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Síguenos

160,385FansLike
26,658FollowersFollow
11,288FollowersFollow

últimas Noticias

Playlist

Más vistas