Un paso hacia el futuro: la histórica noche de “Parasite” en los Premios Oscar 2020

No había duda de que previo a la 92° entrega de los Premios Oscar, la gran favorita sentimental de muchos era “Parasite”, un filme coreano que rompió toda barrera para conquistar nuestros corazones a través de su original narrativa en la que una familia pobre intenta infiltrarse como sirvientes en la casa de una familia rica. Una sátira social que mezcla suspenso, drama y comedia, todo en idioma no inglés. Parecía complicado que la Academia reconociera a un filme de esta naturaleza, sobre todo con dura competencia en forma de la espectacular historia bélica “1917” que hasta ese punto, había arrasado en la temporada de premios y cumplía con el perfil que históricamente ha sido reconocido en los premios. 

Durante su historia, la Academia de Artes y Ciencias Cinematográficas había sido incapaz de reconocer el trabajo de cineastas internacionales o como diría Bong Joon Ho, de ‘superar la barrera de una pulgada que representan los subtítulos’. Recientemente  se realizaron esfuerzos para diversificar a la organización con el objetivo de abrir mentes y permitirle la entrada a filmes audaces, que se salieran del molde tradicional, ese que Hollywood injustamente ha consolidado como el modelo a seguir para obtener los más prestigiosos reconocimientos. Con la victoria de “Green Book” el año pasado, y el decepcionante campo de nominados en 2020, estos intentos de apertura parecían insuficientes. La mesa estaba lista para darle el Oscar de Mejor Película a otra película de guerra y así, continuar el monopolio de cine en inglés que ha caracterizado las entregas de la Academia.

Pero… para sorpresa de todos, los Premios Oscar dieron un paso hacia el cambio.

“Parasite” se convirtió en la primera película en idioma no-inglés en obtener el máximo honor de los premios Oscar y eso fue la punta del iceberg, pues Bong Joon-Ho también se llevó el Oscar a Mejor Director, Mejor Película Internacional y junto a su co-escritor Han Jin Won, Mejor Guión Original. El ‘director Bong’ es la segunda persona en la historia que gana 4 premios Oscar en una sola noche, solo detrás de Walt Disney (quien lo logró, pero con 4 filmes distintos). 

La ensordecedora ovación que se generó en el Dolby Theatre cuando la gran Jane Fonda pronunció (con enorme elegancia, por cierto) a “Parasite” como ganadora de Mejor Película en los Premios Oscar 2020, fue una señal de que la industria cinematográfica está hambrienta por diversidad y deseosa de reconocer al séptimo arte sin importar su país de procedencia. La pausa de Fonda, su triunfante entonación, como sabiendo que un muro estaba a punto de caer, el rugir de la audiencia, el puño en el aire de Bong y el abrazo de Song Kang Ho… en conjunto, crearon el momento perfecto, y uno de esos que quedarán marcados como un antes y un después en la historia del cine.

La victoria de “Parasite” representó un cambio radical que debió haber ocurrido hace mucho tiempo, tal vez con “Crouching Tiger, Hidden Dragon” en 2000, o “Cries and Whispers” en 1972. Por fin, un filme triunfó gracias a su calidad y mérito artístico, y no por representar los puntos de vista de Estados Unidos… y lo hizo con subtítulos. 

La audiencia que ve los Oscar es gigantesca y es emocionante pensar el mundo cinematográfico que se le ha abierto a muchas personas… tal vez muchos de ellos no se animaban a ver cine extranjero, pero tras lo realizado por “Parasite” y la efusiva reacción que se generó no solo en la ceremonia de entrega, sino en redes sociales, probablemente cambien de opinión y descubran las maravillas mundiales que el séptimo arte es capaz de producir.

Aún hay mucho por hacer. Película dirigidas por mujeres siguen siendo criminalmente ignoradas; géneros como el horror y comedia rara vez son reconocidas, como si su realización implicara menor grado de dificultad; y pequeños hits independientes continúan encontrando problemas para ser tomados en cuenta sin necesidad de costosas – e imposibles de financiar – campañas de marketing. “Parasite” fue un pequeño paso rumbo al reconocimiento del cine en su totalidad, sin importar género o idioma. Ahora, veremos si la Academia aprovecha el histórico momento para seguir avanzando. Definitivamente tendremos baches y decepciones en el camino, pero el antecedente está ahí, y en la historia quedará marcada la victoria de un filme que aplastó todo obstáculo para demostrar que en el arte, no existe el idioma.

bong-joon-ho-parasite-historia-oscar-2020

Te recomendamos

Comments

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Síguenos

213,337FansLike
27,800FollowersFollow
11,181FollowersFollow

últimas Noticias

Más vistas

Playlist