Conecte con nosotros

Reseñas Discos

Imperial Triumphant – Alphaville

Alphaville, el nuevo disco de Imperial Triumphant es una muestra de lo que un grupo de músicos puede hacer cuando llevan su arte al extremo.

Publicado

el

imperial triumphant

Alphaville, el nuevo disco de Imperial Triumphant que se lanza este 31 de julio, es una muestra de lo que un grupo de músicos puede hacer cuando llevan su arte al extremo.

Es bastante difícil encasillar a estos originarios de Nueva York, pero diremos que podrían ser hijos bastardos del jazz con el black metal, el progresivo y avant-garde.

Este grupo, y en particular este disco, no es apto para todo público, necesitas tener los oídos abiertos, disfrutar de la experimentación, de las combinaciones que parecen absurdas y de grupos que de verdad quieren innovar y no seguir con los mismos riffs de siempre, eso se agradece bastante.   Si quieres saber más, checa nuestra entrevista.

imperial triumphant

Imperial Triumphant te arrastrará hasta su ciudad natal, pero no al glamour que vemos en algunas series, si no a la oscuridad, a las cloacas, a las estaciones de metro asquerosas, al infierno de la tristeza, la depresión…

“Rotted Futures” es un preludio exacto de lo que el grupo nos va a presentar en todo Alphaville. Empieza con un crescendo que va aumentando hasta mostrar una combinación de música jazz con black metal. Por supuesto que la voz es totalmente orienta al estilo del black gracias a una desgarradora garganta, sin embargo la música deja ver que los ejecutantes fueron más allá de sus límites para explorar qué más podían hacer con la música, sin importarles los géneros musicales.  

“Excelsior” es una pieza que recuerda mucho a cosas de jazz que ha hecho Steven Wilson en rolas como “Luminol”, claro que después de unos segundos comienza la locura, batería, bajo, guitarra y voz le dan ese toque oscuro y postapocaliptico a la mayoría de las piezas de Imperial…y al final, cerramos con algunos sonidos que escucharías si vas a una estación de tren de las calles de NY.

Con “City Swine” llega la calma, fue presentado como un sencillo y aunque la primera mitad de la rola es más tranquila, la segunda llega para mostrarnos un lado más progresivo, en donde los tambores y el piano se unen a los tres instrumentos base para crear… algo.

“Atomic Age” empieza con un locutor de los años 40, también algo muy calmado, pero la canción explota en gritos frenéticos de alguien que muere de miedo, mientras los instrumentos hacen lo suyo, suben la adrenalina, se siente como aumentan las pulsaciones.

Pareciera que todas las melodías son un caos, un sin sentido, que al final termina atrapándote en una espiral, donde en cada canción encuentras sorpresas.

“Alphaville” track que le da nombre al álbum, es una de las joyas de este disco, la batería se luce, al igual que la voz, otra de las perfectas demostraciones de la combinación jazz-metal que hacen estos neoyorkinos.

Con 7 canciones originales y 2 covers (“Experiment” de Voivod y “Happy Home” de The Residents), Imperial Triumphant muestra su nivel como músicos y lo que pueden hacer con sus conocimientos.

Aunque por momentos parece que las rolas de estos estadounidenses no van a ningún lado, que todo se hizo improvisado, la verdad es que este disco no debe tomarse a la ligera, usa tus mejores audífonos, agarra una copa de vino, cerveza o agua y disfruta de cada una de las melodías, ya que en todo momento encontrarán texturas y sonidos que te harán saltar de asombro y meditar sobre lo que estos tipos están haciendo.

Amante del periodismo rosa y del metal lleno de blast beats. Soy un seudónimo porque soy una agente encubierta.

Haga clic para comentar

Deja una Respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *